25/6/18

Viticultura. RESPUESTA DISTINTA DE LA VID ANTE EL FRÍO Y LA CONGELACIÓN: POTENCIAL PAPEL PROTECTOR DE LAS VÍAS ACTIVADAS

Como especie adaptada al clima Mediterráneo, la vid cultivada (Vitis vinifera) es más adecuada para climas con condiciones invernales suaves y con variaciones de temperatura relativamente constantes en otoño y primavera. Por ello, las heladas a principios de primavera en zonas donde los patrones de primavera y otoño pueden variar mucho, amenazan la sostenibilidad y la productividad de las vides. No obstante, es habitual que en primavera las vides se expongan a temperaturas muy bajas sin que lleguen a ser dañinas. En algunos sistemas modelo se ha visto que estas bajas temperaturas que no amenazan la supervivencia de la planta, aumentan su resistencia a la congelación. Los autores de este trabajo han intentado comprobar si este fenómeno se da también en la vid. Investigadores de este estudio firmado en el Estado de Nueva York, en EE.UU., examinan los patrones de expresión de la totalidad de genes (transcriptoma completo) del tejido de hojas jóvenes de cinco diferentes cultivares de vid, expuestos al frío y a la congelación, con el fin de comprender qué genes se activan y transcriben como respuesta al estrés por frío. Efectivamente, el enfriamiento no producía ningún daño visible a las hojas de la vid, mientras que la congelación daba lugar a diferentes grados de afectación en todos los cultivares. Pero si se preacondicionaban las hojas a temperaturas frías antes de la congelación, se veía un ligero amortiguamiento de las respuestas. En general, los contrastes del paisaje transcripcional observados entre baja temperatura y estrés por congelación demuestran una activación de vías distintas de respuesta en la vid. Los autores destacan el potencial interés para la industria de algunas de las respuestas que han identificado. 

Londo, J.P.; Kovaleski, A.P. y Lillis, J.A.: “Divergence in the transcriptional landscape between low temperature and freeze shock in cultivated grapevine (Vitis vinifera)”, Horticltural Research ; 2018, Mar 1; 5:10. doi: 10.1038/s41438-018-0020-7.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.